Receta para escribir un guion

Este es el Rincón del Novel. Y muchos de vosotros os preguntáis los pasos a dar para escribir un guion -de largometraje, de telefilme o de cortometraje-. Jamás osaríamos decir a nadie lo que tiene que hacer para escribir un guion, y mucho menos nos atreveríamos a dictar unas normas. Así pues, ved en la siguiente receta únicamente el deseo de ayudar a los que empiezan y nos preguntan por un camino. Esta receta es un camino; pero, por supuesto, hay muchos más. * Escribid vuestro argumento en 5 líneas (eso se llama escribir el «concepto» o «logline»). Pero desde el principio de la historia hasta el final, ¿eh? Por supuesto, no habrá ningún detalle, pero lo tenéis que lograr. * Desarrollad ese argumento hasta un máximo de 4 hojas (cuando acabéis, tendréis una «sinopsis»). * Basándoos en vuestra «sinopsis», desarrolladlo más, hasta por ejemplo 15 o 20 hojas (tendréis entonces un «tratamiento»). * Al tiempo que vais desarrollando todo esto, dedicad una hoja aparte para cada personaje principal; escribid acerca de él, como una biografía que cada vez tiene más detalles (porque a estas alturas ya los vais conociendo, ¿no?). * Fijándoos en vuestro «tratamiento», construid ya las escenas […]

Seguir leyendo

«10 cosas que deberías saber sobre escritura de guiones», por Sam A. Scribner

Sam A. Scribner fue un guionista con títulos como «Delta Heat» y «The Criminal Mind», y autor del libro «Puedo escribir una película mejor que esa». El mito sobre la escritura de guiones es que es la única profesión que realmente importa en nuestra generación. Tengo que admitir que mi karma paso por este dogma. Durante los últimos doce años, he pateado las calles, el teclado y mi cabeza contra la pared en busca de la clave para el esqueleto del Gran Guion Americano. He aprendido que escribir un guion es fácil, pero escribir uno bueno es duro. Lo que sigue a continuación es una lista de preciosas pepitas que he conseguido desenterrar hasta ahora. Lo que hagas con ellas ya es asunto tuyo… 10. Gente con menos estudios que tú ha tenido más éxito en este negocio. Es importante saber, desde el primer momento, que escribir guiones no es como hacer cirugía cerebral. Arnold, Sylvester, Bruce o Macaulay no se pasan el día llamando a las puertas de sociedades de superdotados buscando guionistas. Tampoco se trata de que William goldman («Maverick»), Jim Cameron («True Lies») o Lawrence Kasdan («Wyatt Earp») son una panda de bobos. Es sólo que muchas […]

Seguir leyendo

Gramática Española

Uso de las mayúsculas El empleo de mayúscula no exime de poner tilde cuando así lo exijan las reglas de acentuación. La i y la j mayúsculas se escribirán sin punto: Inés, Javier. El empleo de mayúsculas o minúsculas donde la norma exige lo contrario suele deberse a empleos de intención expresiva. Se escriben con letra inicial mayúscula: Al comienzo de un escrito y después de punto. ·         Todos los nombres propios y apellidos de personas, o nombres propios de animales, pueblos, capitales, provincias, naciones, ríos, mares, montes… ·         Los atributos de Dios; los signos del Zodiaco; títulos de dignidad o autoridad y los colectivos que significan entidades o corporaciones. ·         Nombres de órdenes religiosas, marcas comerciales, disciplinas científicas. ·         El primero de los nombres latinos que designan especies de animales y plantas. ·         Nombres de fechas o cómputos cronológicos, épocas, acontecimientos históricos, movimientos religiosos, políticos o culturales. ·         Los tratamientos, especialmente cuando están abreviados. La palabra usted no debe llevar mayúscula cuando está escrita con todas sus letras. ·         Los números romanos. ·         Los nombres y adjetivos que forman el título de un libro, periódico o revista; sin embargo, en los títulos que no contengan nombres propios, es frecuente […]

Seguir leyendo

Nociones básicas sobre el lenguaje

Se llama lenguaje (del provenzal lenguatge[1] y este del latín lingua) a cualquier sistema de comunicación estructurado, para el que existe un contexto de uso y ciertos principios combinatorios formales. Existen contextos tanto naturales como artificiales. Desde un punto de vista más amplio, el lenguaje indica una característica común al hombre y a los animales, para expresar sus experiencias y comunicarlas a otros mediante el uso de símbolos, señales y sonidos registrados por los órganos de los sentidos. El ser humano emplea un lenguaje complejo que expresa con secuencias sonoras y signos gráficos. Los animales, por su parte, se comunican a través de signos sonoros y corporales, que aún el hombre no ha podido descifrar, que en muchos casos distan de ser sencillos. * El lenguaje humano se basa en la capacidad de los seres humanos para comunicarse por medio de signos (usualmente secuencias sonoras, pero también gestos y señas, así como signos gráficos). Principalmente lo hacemos utilizando el signo lingüístico. Aun así, hay diversos tipos de lenguaje. El lenguaje humano puede estudiarse en cuanto a su desarrollo desde dos puntos de vista complementarios: la ontogenia y la filogenia. La ontogenia, analiza el proceso por el cual el ser humano […]

Seguir leyendo

6 pasos para escribir tu novela

1. Prepara tu voz narrativa Igual que un médico tiene que pasar por facultad antes de poder operar a su primera paciente y un arquitecto tiene que hacer lo propio antes de diseñar su primer puente, un escritor tiene que estudiar antes de ponerse a escribir una novela. Por eso te pido que dediques los dos primeros meses de este año 2013 a leer sobre el arte de escribir novelas y a formarte como escritor desde un plano teórico. Puedes leer alguno de estos 5 libros imprescindibles para aprender a escribir, ‘El héroe de las 1000 caras’ de Joseph Campbell que en su día nos recomendó Carme, ‘La página escrita‘ de Jordi Sierra i Fabra o ‘Cómo se escribe‘ de María Teresa Sedafini, ambos recomendados por Don Pepe, alguno de los libros prácticos de Syd Field… o simplemente puedes apuntarte a nuestra Lista de Correo si todavía no lo has hecho y seguir los consejos que iremos dando en esta especie de taller literario online al que vamos dando forma poco a poco. ¡Dedicar este mes al estudio te cargará las pilas para los 11 meses de trabajo que te esperan! 2. Elige la historia que quieres contar Tómate el tiempo […]

Seguir leyendo

Herramientas de promoción para un escritor

«El enemigo del autor no es la piratería: es el anonimato» (Tim O’reilly) La promoción debería ocupar una parte importante de la agenda de un escritor. Incluimos en este apartado herramientas que entendemos de interés para la promoción personal de autores noveles y de autores con obra y trayectoria; también para la promoción de libros publicados (en formato papel o electrónico). Para promoción personal y de obras publicadas en formato papel y electrónico Tanto para un escritor novel, incluso sin obra publicada, como para un escritor reconocido, es imprescindible la promoción tanto personal como de su obra en Internet. Incluimos herramientas para promocionarse en un medio que consideramos de sumo interés para un escritor. a) Para un autor novel: con el fin de darse a conocer, para promocionar su obra si se ha autoeditado, e incluso para tratar de buscar agente o editor. b) Para un autor reconocido: con el objetivo de trabajar espacios que ni los editores ni los agentes (en ocasiones) cubren. Presentamos la información con detalle en cada uno de los apartados que incluimos en este espacio: INTERNET 1.- TENER UN BLOG o web personal 2.- ALTA EN BUSCADORES, LISTAS, SINDICACIÓN De nada sirve tener un blog […]

Seguir leyendo

Cómo hacer personajes literarios

Un personaje es cada uno de los seres que toman parte en la acción de una obra literaria,teatral,cinematográfica,etc. Los personajes son los actores literarios que desarrollan la acción de la novela. Pueden ser reales (aquellos basado en personas que viven o han vivido realmente) o ficticios (surgidos de la imaginación del escritor) y suelen presentarse mediante una descripción o caracterización. Esta descripción puede ser: Física. Se describe al personaje por su aspecto físico, constitución y atuendo. Psicológica. Se realiza una descripción emocional y sicológica del personaje atendiendo a su comportamiento y opiniones. Mixta. Se trata de una mezcla de las dos anteriores que suele denominarse retrato. Atendiendo al nivel de intervención o importancia en la narración de los  distintos personajes, pueden clasificarse como: Principales o protagonistas. Son aquellos sobre los que recae el peso de la trama. Secundarios. Son personajes que sustentan a los principales, pero que no aportan nada fundamental a la trama. Portavoz. Es el personaje sobre el que recae la narración de la acción. Puede ser el protagonista, un personaje secundario, o un narrador impersonal y omnipresente que no participa de la acción. Por último, si atendemos al tipo de caracterización, podemos encontrar una clasificación diferente que […]

Seguir leyendo

La Historia, ese arte narrativo

Desde sus orígenes hasta la actualidad, la Literatura y la Historia han mantenido un diálogo constante que ha interesado a historiadores, poetas, críticos literarios, escritores y académicos. Para contribuir al estudio de tan amplia y compleja relación, el cuerpo académico de Literaturas Comparadas del Departamento de Estudios Literarios de la Universidad de Guadalajara, organiza el Coloquio Internacional de Historia y Literatura, que se llevará a cabo los próximos 19 y 20 de marzo en las instalaciones del CUCSH (Guanajuato No.1045, Col. Alcalde Barranquitas). Entre las más de 40 ponencias que se escucharán a lo largo de esos dos días, destacan las conferencias magistrales de los historiadores Jacques Lafaye y Enrique Florescano. Este último, además, recibirá un homenaje de la institución por 51 años de labor académica. En entrevista telefónica desde su casa en la Ciudad de México, el doctor Florescano explicó a grandes rasgos lo que compartirá en su charla Historia y Ficción, una relación que el historiador ha explorado anteriormente en diversos libros y artículos. Contó que las disciplinas que en un principio estuvieron estrechamente ligadas, se separaron de tajo cuando los historiadores consideraron que los mitos y las leyendas eran poco científicos, y —en busca de una sistematización […]

Seguir leyendo

El estilo literario

El estilo es una característica propia de la expresión artística; éste irradia la particular visión de mundo y la personalidad del artista.  No puede existir un arte sin estilo como no puede ser un hombre sin características propias: «La matemática, paradigma del pensamiento puro, es estrictamente impersonal.  No tiene sentido hablar del estilo Pitágoras en su teorema de cuadrados. El estilo es típico del arte, es la manera personal de ver la realidad.» «La ciencia es genérica y el arte es individual, y por eso hay estilo en el arte y no lo hay en la ciencia.  El arte es la manera de ver el mundo de una sensibilidad intensa y curiosa, manera que es propia de cada uno de sus creadores, e intransferible.» «Los retóricos consideraban el estilo como ornamento, como un lenguaje festivo.  Cuando en verdad es la única forma en que un artista puede decir lo que tiene que decir.  Y si el resultado es insólito, no es porque el lenguaje lo sea sino porque lo es la manera que tiene ese hombre de ver el mundo.» (C) El estilo no implica escribir con un lenguaje rebuscado intentando alcanzar una absoluta originalidad: «…el estilo es una manera […]

Seguir leyendo

Cómo hacer una redacción

1.- Selección del tema. Puede tratarse de un tema que te hayan pedido desarrollar… Si no es así, elige redactar sobre algún asunto de tu interés. 2.- Búsqueda de información. Para informar sobre un hecho, la técnica de las ocho preguntas es muy efectiva: Hazte las siguientes preguntas y contéstalas: ¿qué? ¿quién? ¿dónde? ¿cuándo? ¿por qué? ¿cómo? ¿cuál? ¿cuántos? La técnica de los siete imperativos es muy útil para todo tipo de escritos: Descríbelo: ¿cómo lo ves, sientes, hueles, tocas o saboreas? Compáralo: ¿a quién se parece o de qué se diferencia? Relaciónalo: ¿con qué se relaciona? Analízalo: ¿cuántas partes tiene?, ¿cuáles?, ¿cómo funcionan? Aplícalo: ¿cómo se utiliza?, ¿para qué sirve? Arguméntalo: ¿qué se puede decir a favor o en contra? Conclúyelo: ¿qué conclusiones sacas? Para temas en general, la técnica hazte todas las preguntas que se te ocurran es muy efectiva. Por medio de un buen número de preguntas, generas un cuestionario para buscar luego las respuestas. Por ejemplo: (Del Río, 1993:5): ¿qué es? ¿cómo es? ¿para qué sirve? ¿cómo se administra? ¿cuánto mide? ¿qué le hace falta? ¿es seguro? ¿otros usos? ¿dónde está? ¿instalaciones? ¿quién lo mandó construir? ¿cuándo se construyó? ¿cómo es en relación con otros? ¿cuánto […]

Seguir leyendo