Vientos del corazón por Fran Rubio Varela

Rezaba el viento con la primera hoja de otoño. Verte era mirar al sol… Dormía la marisma con su primer reflejo de luna. Verte era soñar al ruiseñor… La cima blanca de nieve lejana donde el grito nunca acaba. Verte era rocío de mañana… Vestido de gasas blancas sereno el cielo azul. Verte era promesa… Una onda camina, espejos de agua de cristal. Verte era el misterio… Polvo seco pasos lentos, mojados de barro. Verte era cualquier distancia… Abanicos coloreando aire, sombras de media tarde. Verte era espera paciente… Ojos que miran de la nada ensimismados. Verte era fuente y arroyo… Sudor de frente arrugas y piel transparente. Verte era destino… Fuegos consumiendo sombras, aire que nace. Verte era saber… Tormento, gloria despertar, sentir sin respirar. Verte era el suspiro… Ruido, silencio, hermanos inquebrantables. Verte era ser.

Seguir leyendo

Amor sombrío por Fran Rubio Varela

Caricias muertas son la memoria, arrancan la siembra de un tiempo maldito, que no es ya ni pan ni trigo. Pensadme decía!! Que fuí deseado y altanero cuando fuí futuro mas ahora que yazco aquí en la mugre del cajón guardado, no soy nada, ni soy viajero. Sólo un olvido sin brillo ni oro, sólo arrugas de alguna mirada, sólo el abrazo de algún consuelo. Amargura muerta y gloria perdida, renqueante sin piernas pasé a presente, que corta esa existencia un parpadeo inconsciente, y ahora soy cebo de letras guardadas de tinta en papeles viejos de sueños que ya marcharon y siempre a tu espalda tras la sombra de tu sombra.

Seguir leyendo

Lección de vida por Sara Ramirez

Si de la vida algo aprendemos, bien al principio, bien al final, es que lo importante es “Ser feliz”. Ser feliz, contigo mismo, con el mundo, disfrtutar del día a día, de hoy. Y reír, reír sin parar; alegrar a los demás. Dibujar sonrisas en los rostros, sonrisas sinceras y nada más. Y amar, amar sin fin; querer a los demás. Porque si de la vida hay que aprender, bine en juventud, bien en vejez, es a no valorar en cantidad lo material. “Tempus Fugit” solían decir los clásicos; disfruta el hoy, el ahora; sé feliz. El destino es un vaivén que viene y va. “Hakuna Matata”, sin el pasado olvidar; de él aprender para el hoy valorar. Nuestras raíces no se pueden modificar. Porque si la vida algo se aprende, bien al nacer, bien en las agonías, es a ser feliz contigo y con los demás.

Seguir leyendo

DESPEDIDA por Ana Gutiérrez Expósito

Algún día, con el ondear de mi cabello y mientras miramos al horizonte hallando sin buscar, encontraremos una razón que sea suficiente para dejar de echarnos de menos y entender que sólo hay una manera única de amar: dejar que, por separado, igual que los pájaros, surquemos otros cielos para dar tregua a la libertad Sabes que fuimos como las olas que un día vienen y al instante se van. O como el viento que hoy nos mece y mañana se olvida de volar Ambos sabíamos que en algún momento, tendríamos que devolver nuestras cartas al mar, para que quiénes se quieran de verdad las encuentren y cuenten el secreto de que, por siempre, repetiríamos la misma historia una y otra vez más.. (Ana GE Robles ©)

Seguir leyendo

“Sólo una palabra” por Sara Ramírez

Porque, al final, todo se resume al “AMOR”. Esa palabra de cuatro letras tan compleja, esa palabra o ¿más que palabra? Esa sensación, esa emoción, ese…, ese sentimiento tan indescriptible, tan, mediante palabras, indefinible. “Amor”, algo tan difícil de explicar. No sólo difícil de explicar, hasta siendo complicado de expresar, porque su expresión no se puede comprender, no forma parte de la humana razón, no forma parte de una explicación. “Amor”, ¿pero qué es el amor? ¿Entre dos personas? ¿Entre dos hermanos? ¿Entre amigos? ¿Entre desconocidos? E incluso…, ¿hacia uno mismo? Cada cual responde, cada cual medita, y, cada uno, interpreta; porque al final de la vida, al final del camino, descubrimos que “todo”, todo se resume en “AMOR”.

Seguir leyendo

Había soñado por Fran Rubio

Y era ese aire, que creaba magia. Hubiera podido sentirse hada, diferente a nada de este mundo. Hubiera podido elegir cualquier nube, en cualquier cielo, cualquier arcoiris naciente entre la lluvia. Aquél aire todo lo permitía, era magia pura para respirar… Era alma de sol y canción de luna. Era camino de estrellas y caricias de gigantes. Pero ella quiso ser lo que siempre había soñado. Ella solo ansiaba ser mariposa entre las flores…

Seguir leyendo

El fantasma del mar por Maria H.L.

El fantasma del mar Suave calma, brisa acariciadora, murmullo gracioso de las olas cuando me avistan. Céfiro hechizante… Adoran mimarme con sus cosquillas, pretenden salir de su monotonía, ansían juguetear conmigo, me presienten desolada al bañarlas con mi mirada Me rugen alborozadas: “préndate de nuestro dios Poseidón Y encamínate a nuestra calma, aléjate de la orilla donde mora tu leyenda compuesta de versos y lágrimas, arropados de nostalgias y celestes ensoñaciones…”

Seguir leyendo

“Pasado, Presente y Futuro” por Sara Ramírez

Vivimos al pasado anclados, por temor al presente, por temor al futuro, por no saber nada seguro. Vivimos pensando en el ayer, en el recuerdo, en la nostalgia; porque creemos, pensamos, e incluso, afirmamos que “todo lo pasado fue mejor”. ¿Quizás miedo? ¿Tal vez cobardía? ¿Quién de ustedes lo confirmaría? ¿Realmente todo tiempo pasado mejor fue? ¿Sin tragedias? ¿Sólo placer? Aprender del “Carpe diem” de los clásicos, porque no todo lo vivido lo mejor fue ni el mañana tan incierto será. Vivir con confianza y seguridad. Tres planos temporales, todos tan similares. Ayer, ¿disfruté como imaginaba? Hoy, ¿vivo como deseo? Mañana, ¡ilusión sin más dilación!

Seguir leyendo