Con los cinco sentidos por Maria H.L.

Con los cinco sentidos Nado en la sombría luz de esta ferviente pasión, velada de chispeante vivacidad. Inhalo confundida con el caos de nuestros sollozos, la esencia a almizcle de tu cálido pergamino. ¡Compleja y perturbadora obsesión se adueña de mi oráculo..! Mi aliento delira al soñar con la fragancia de tu exuberante bálsamo. Tras su reencarnación, me obsequia con una suerte de esencias que cuido de enfrascar en la golosa gema de mis dedos. El iris de mis sentidos se deslumbra con la primavera de tu erotismo. El colorido de su vigor linda con un devaneo, engendrado por la enajenación de la deleitosa ventura. Al tañer tu piel se derraman en los brotes de mis capullos toda naturaleza de imaginarios sabores. Los alhelíes de mi ribera se regocijan con la vecindad de su vera y se enternecen con los agasajos, que tu ángel le ofrenda. El susurro del eco de tu luciferina música se infiltra en mi juicio, en mi sentir, en mi dalia, en la esencia de mi fragancia… Ceremoniosa sinfonía que consagra su estrofa en esta velada de lecturas salpicadas de lamentos.. Mis labios ansían gozar tu sustancia de sauce obnubilado y se embelesan con la degustación […]

Seguir leyendo

“Un Regalo” por Sara Ramírez

Porque la vida es insignificante y nunca sabemos el futuro, lo que esté por llegar. Por eso, vive el presente, que el pasado ya se fue y el futuro ya llegará. Quédate con todo lo bueno, las risas, las alegrías, los recuerdos, lo momentos vividos, los besos, los abrazos…, y aparta de ti todo lo malo, los llantos, los enfados, las peleas, los gritos, las discusiones…, porque la vida son dos días y hay que vivirlos de la mejor forma y nada más; porque la vida es un regalo, es un suspiro que viene y va, porque un día aparece y al otro sin avisar se va.  

Seguir leyendo

Acaríciame con tu voz por Maria H.L.

Acaríciame con tu voz El terciopelo de tu voz arrulla mi alma, palabras balbuceadas con suave cadencia Se van enredando en la frondosidad de mi alma, engalanando sus rincones Calma eterna y placentera es la semilla de tus susurros, sembrando en la madriguera de mi tristeza una llama incandescente, iluminaria de sus nostalgias y vacuos resguardos Su rumor hace rebrotar al dormido lirio y dulce rosa de mi sustancia, perfumando mi esencia. Presiento como me abraza y embarca al mundo de los aromas voluptuosos de vaporosos embrujos, embriagados de dulce delirio…

Seguir leyendo

Humo y desamor por Gala Rama

Desayunamos en silencio como hace tiempo de forma casi normal. Seguro irás pensando que todo está bien. Solo el cigarrillo mudo testigo se consume lentamente entre mis temblorosos dedos. Los ojos arden y el corazón se retuerce quiere gritar su verdad. Tú miras sin ver y hablas con total frivolidad. Cómo si así pudieras evitar ver la realidad. Ya ni te fijas en mí, si no verías la tristeza y el silencio a tu alrededor. No ves mi sonrisa Esa que cada día como una cruel mueca se dibuja en mi cara Las miradas y los roces que evito cuando te acercas Esa voz interior esos ojos sin calor. donde se murió mi amor. Cerraste la puerta después del frió beso de cada mañana. Y ya de salida seguro irás pensando que todo estará bien. Que hoy sin falta le hablarás. Cortarás tu aventura y ya simplemente le dirás que quieres dejarla atrás . Pero muy tarde ya será, pues hoy a tu regreso ya no me encontrarás. Gala ?

Seguir leyendo

Fotografia…. por Gala Rama

Miró esa foto una vez más. Se sintió rara, una extraña frente aquella vivaz mirada. Recordó grandes pasiones y otros tantos falsos amores, esperanzas y desilusiones. Donde perdió esa luz que siempre iluminaba cada paso que daba. En que momento se esfumó el brillo de aquella piel. Casi no se reconocía. Pero ahí estaba sonriendo escondida en algún lugar recordándole lo que fue. Mujer de amor eterno. Mujer amante infiel. Mujer paridora de coraje. Mujer de sal y miel. No importa el tiempo si la esencia que nos formó permanece intacta en el corazón . Aunque las historias estén marcadas está vez como surcos en mi tez, serán ellas testigos de experiencia y de vejez. Vuelve a disparar el flash mientras sonrie … Ésta será para la posteridad. Con el tiempo en sus ojos revelará recuerdos de felicidad. Gala ?

Seguir leyendo

Nunca he sabido responder por Jose Luis Fernández Ferrero

Nunca he sabido responder a los por qués heridos; unas veces de rabia, resignación, los más, de miedo. La cobardía es un mal ave de presa, y yo he sido más de gavilanes al vuelo. No me preguntes aquello para lo que no tengo respuesta, ¿acaso la flor preguntó al verano por qué la seca o por qué el arroyo cesó repentinamente? Son cosas para las que no existe repuesta. Mi amor se agostó como la tímida flor ya sin raíz, el pez que buscó en el viento su alivio y no lo encontró. Ya no te amo y no tengo respuesta.

Seguir leyendo