Para mi abuelo de Elena Saavedra

¡Feliz cumpleaños abuelo! ¡Qué de buenos recuerdos! Quiero que en este día tan especial Sientas nuestro amor incondicional Todos juntos hoy celebramos Lo mucho que te amamos Tu amor y comprensión lo es todo No sabría expresarlo de otro modo Sabes que con nosotros puedes contar Y de nuevo tu guitarra tocar Brindemos hoy por tu felicidad Celebremos tu afinidad Festejemos con una gran fiesta Pero después de la siesta

Seguir leyendo

Enamoramiento por Maria H.L

Enamoramiento Mi luciferino enigma, filigrana de mi estigma, testigo en esencia de mi natural aturdimiento, experimenta el llamear de mi primavera. El espejismo de tu paisaje engendra su palpitante espiga. Me duele el aroma de tu savia, sembrado en las sombras de mi esfinge, forjadora de esta eucaristía, sin implorar mi venia, embistiendo contra los escollos que son un lastre al germinar de sus brotes. El fresco vigor de tu luz, tu poder seductor, engendro resistente a tronadas, vendavales, ventiscas, tifones… Ahora en mi nave capeas y sorteas arrecifes y farallones, en tu rumbo, norte a mi envenenada manzana, a mi garganta… Sufro tu tempestad. Me enternece su diluvio. Océano de resonante y fragoroso silencio. Verso que me entinta. Sonrojo de mi desolado arenal. Almibaras y camelas su reseco manantial… Me pervierte tu selvático candor. Sucumbo a la seducción y tierno mimo de tus labios. Presencia imaginada en el sollozo de su lágrima. La dama de la guadaña me arropa con la aridez de su páramo. Esclava de su merced. Excarcelada de su fortaleza por la flecha de Cupido. En la frondosidad de mi espesura el esplendor luciente de mi reflejo… “Al igual que la protagonista de “Shakespeare in love” […]

Seguir leyendo

Me enamoré por Gala Rama

Me enamoré. De eso que nunca Sabemos decir Que cosa fue. Un instante Una descarga Un suspiro Un tal vez. Me enamoré. De esa ráfaga De sensaciones Intensas,cargadas De ese raro sentir. Me enamoré Sin pretexto Sin intención Sin buscarlo Sin saber. Me enamoré. Soltando pasados Aferrando presentes Dejando al libre albedrío Cualquier futuro. Me enamoré. De esa su luz De su valor Que hacía vibrar Mi corazón. Me enamoré. Renovando el coraje Generando valentía Creando poco a poco el día a día. Me enamoré Sin culpas ni remordimientos. Dejando hablar Más alto al corazón Que a la razón. Me enamoré. Y hoy el mundo Tiene su nombre Y mi color. Magui Maga ?

Seguir leyendo

Lukas – por Minah Stahl

​Hacía un mes largo que estaba en aquella ciudad, aún no había terminado la carrera, pero desde mi universidad me habían encargado como trabajo de fin de grado ayudar a la policía en un caso de unos asesinos a sueldo que actuaban desde hacía tiempo y muy hábiles para escapar de la policía. No era policía, ni mucho menos, para mí era un simple juego, era informática, delitos informáticos, avanzarme a los pensamientos de otros, meterme en sus comunicaciones y descifrar sus códigos informáticos. Así poco a poco mis compañeros fueron deteniendo a componentes de la banda a las indicaciones que les iba dando. Lo peor era cuando tenía que aparecer en el ‘escenario del crimen’, para recoger los equipos informáticos después de que hubieran detenido a los que allí estaban. Muchas veces aún se olía a pólvora y me daba miedo por si de pronto aparecía alguien armado que no esperaba. Aunque había hecho un curso intensivo para esas situaciones y manejo de armas, estaba muy verde en el tema y no era algo que me gustase, pero era una parte más y lo necesitaba más orientado a mi propia defensa. En el caso me pusieron a trabajar codo […]

Seguir leyendo

Mi dulce mujer, mi dulce amor por Nicolás López Moreno

  Donde estés, donde quieras ir siempre te acompañaré mi guitarra toca un blues mi poemas hablan de amor y mi corazón dice que eres tú, mi dulce mujer, mi dulce amor donde quieras que estés, no hablemos más de pasado hablemos de ahora mismo si no quieres hacerlo, te cantaré este blues mi dulce mujer, mi dulce amor vamos ven, ven a mi que yo te espero.. Vamos ven mi amor mi guitarra te habla de amor y mi corazón dice que eres tú mi dulce mi mujer, mi dulce amor…

Seguir leyendo

La dependienta del video club por Nicolás López Moreno

En la adolescencia es todo especial, una novedad, una grata alegría, la mayoría de los problemas es una asignatura suspendida, alguna visita al despacho del director, conseguir dinero para el fin de semana y el AMOR. Aun recuerdo mis primeros amores, parecía que el mundo se acababa nada más verla, luego salir con ella y los fallos de la inmadurez, cuernos y me gusta otro/a. Yo entonces tenía una novia que se llamaba MJ (no doy más pistas ), y teníamos una buena relación, todo lo buena que se puede tener con 16 años, pero algo cambio mi vida, mi padre se apuntó al vídeo club del Corte ( al haber brexit se quedó así), y alquilábamos películas para la semana y el encargado de ir al centro era yo. La primera vez que entre vi una mujer de uno 25 años, morena unos ojos negros, cuerpo delgado pero muy proporcionado, me puse nervioso y balbuceando y como pude alquilé las películas, solo sé que se llamaba María. Me enamoré de una mujer de 25 , que para mis 16 años era un mundo la diferencia de edad. Lloraba en mis noches, solo soñaba con ella. Fue pasando el tiempo […]

Seguir leyendo

Sentir tu mirada por Cayeto Salas Salas

Luz de un bello amanecer, con un cielo que te bendice. A tus tierras y el mar que te vio crecer. Alimentada por la gracia, Y uniendote al misterio de su Ser. Abrigada en noches de estrellas, Cuantos soñaron con tu miel. Enamoraste el alma del peregrino. Como un sello que se grava dentro de la piel. Siendo el Amor y la belleza, Lo que nadie puede vencer. Regalando la Paz a la mirada, Y el sentimiento vive conociendo el renacer

Seguir leyendo

Gracias por estar ahí por Elena Saavedra

Gracias por estar ahí Me enseñaste muchas cosas me hiciste no sentirme sola cuando más te necesitabas tú a mi lado estabas Me contabas todas las noches un cuento para hacerme dormir lo recuerdo como si fuera anoche no es algo que quiera suprimir Gracias abuelo por estar ahí gracias por hacerme sentir así porque tu nieta siempre seré y por ello siempre te querré Eres para mí casi como un padre te doy las gracias por cuidarme cuando no estaba mi madre te doy las gracias por completarme

Seguir leyendo

La traición de Adán capítulo 32 por Emilio López

Capítulo 32: Planes desesperados – ¡Cómo es posible que nadie sepa nada! Bernarda estaba en su oficina, completamente fuera de sí; el accidente en el Salón de la innovación no le había causado perjuicios físicos, pero si emocionales; ahora sabía que ahí afuera estaba ese loco tratando de matarla o al menos de arruinar su vida. En esos momentos, su apariencia vivaz y estilo sofisticado eran opacados por la furia, que esta vez como pocas, estaba llevada en gran parte por el miedo. En la oficina estaban sus ejecutivos más importantes y su jefe de seguridad. –Ha entrado alguien a las instalaciones a sabotear una estructura gigante que pudo matarnos, y nadie tiene la menor idea de cómo sucedió. –Tenemos a nuestro personal revisando los registros y buscando soluciones. –Eso ya lo sé –replico ácidamente– lo que quiero saber es que clase de seguridad permite que un lunático me amenace de esta manera. –También estamos exigiendo toda la información, tomaremos medidas de todo tipo. Pero Bernarda parecía no escuchar nada salvo su propia voz. – ¡Ese lunático podría estar en cualquier parte! Quiero que mi seguridad esté realmente resguardada esta vez, y quiero ver a ese loco fuera de la línea […]

Seguir leyendo

La mujer, la mejor obra de Dios

Cuando Dios hizo el mundo le faltaba para la perfección que quiso hacer, algo que fuera el súmmum: la mujer, y con sumo cuidado la sacaba del hombre en la costilla que moldeaba esmerándose al máximo. Es el ser más hermoso que nadie pueda ver, se dijo, cuando ya la terminaba. Resulta la obra cumbre en excelencia por lo bello y también lo necesario; modelo de bondad y de prudencia, exhibe de virtudes un rosario; transmite el alma humana por herencia, siendo de sus esencias relicario. Si te interesa la poesía, particularmente los sonetos, aquí te dejo el enlace de mi blog, donde los hay en abundancia: http://cristinovidal.wordpress.com/

Seguir leyendo