Inmoral cap 14 por Elena Siles

Capitulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-13-por-elena-siles-2/ Capitulo 14 Jung, un joven de piel blanca y estructura flacucha paseaba inquieto por su habitación mientras su amada, Clarisa le observaba. Jung tenía los ojos verdes; el pelo castaño, corto y lacio; y las facciones duras y rectas. Jung llevaba puesto un jubón de color rojo con decoraciones doradas, un pantalón negro largo y unos zapatos a juego. Clarisa tenía el pelo pelirrojo, largo y rizado, los ojos claros y la piel blanca con algunas pecas sobre sus facciones redondas. Clarisa tenía una constitución normal con curvas, lo mejor de su cuerpo eran sus prominentes pechos. Llevaba puesto un vestido de color verde oscuro de mangas largas con escote de barca y pliegues altos, y unos zapatos a juego. — Cariño, si andas más vas a gastar la suela de los zapatos. ¿Qué te reconcome? Jung le enseñó un pergamino, era lo único que tenía de su padre biológico. Su madre le había contado que era un noble adinerado y que al estar casado con otra mujer no podía estar con ellos, pero les había estado manteniendo durante todos aquellos años en secreto. Su madre murió seis meses atrás y había tenido que encargarse crear un negocio con […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 13 por Elena Siles

Capitulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-12-por-elena-siles Capítulo 13 Las calles de Rausvai habían sido tomadas por los soldados, estaban buscando a la prometida del rey Horlk II. Armian había recibido un chivatazo inesperado de dónde se encontraba Irina, alguien había visto como la secuestraban varios hombres. Entre ellos estaban los inmorales, Knut y Maverick, así que si los detenía Armian sería un héroe. Los partidarios de la ley inmoral habían salido también a las calles, algunos de ellos luchaban contra los soldados pues consideraban que Irina no era apropiada para su rey. Además, el rumor que la habían secuestrado los inmorales buscados por el rey Horlk II. Quería que los inmorales fueran asesinos, así tendría un motivo más para matarles cuando se diera la ocasión. Mientras tanto Jarld había salido para avisar a Kauko por la parte trasera de la cabaña y se había escondido encima en unos matorrales para ver el rescate de Irina, pero en su lugar vio a Kauko acercándose con varios hombres.  Jarld estaba impactado, no podía hacer nada pues Kauko sabría que había estado en secreto trabajando para Irina y le mataría, o peor le obligaría a ver cómo la mataban a ella. Sobre las mejillas de Jarld rodaron […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 12 por Elena Siles

Capitulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-11-por-elena-siles Capítulo 12 Knut y Maverick deseaban llegar las tierras de Cirne dónde podrían vivir sin tener miedo a que les mataran por amarse mutuamente. Pero al abrir ambos de nuevo los ojos observó que estaban en un lugar oscuro. Maverick comprendió que todo había sido un sueño y sin darle tiempo a gritar un cuchillo terminó con su vida En Rausvai el rey Horlk II había mandado asesinos y cazarecompensas a Cirne para traer de vuelta a los Inmorales: Knut y Maverick, y ajusticiarlos en su país por incumplir la ley. No podía permitir que se salieran con la suya, porque de ser así todos los inmorales se marcharían de su país a Cirne por dicho ejemplo. Deben saber que mientras hayan nacido en Rausvai deberán seguir las leyes del reino allá a dónde vayan, sobre todo la ley Inmoral. << No entiendo como el rey de Cirne, Oberyn, puede permitir ese comportamiento tan vejatorio bajo su reinado. Probablemente se debía a que su hija y única heredera al reino, era una inmoral. ¿Qué otra explicación podría haber sino? >> pensó Horlk II. Entró entonces en su alcoba su prometida, Irina, con ropa interior de transparencias resaltando su […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 11 por Elena Siles

Capítulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-10-por-elena-siles Capítulo 11 Kauko se marchó del salón de baile acompañado por su mujer, Marga, y de su hijo, Neim, dejando a Aelle algo confusa. En ese momento entró Johan en el baile de máscaras e inmediatamente una multitud de mujeres nobles fueron a su encuentro. Una joven de ojos castaños y piel blanca como la porcelana se acercó la primera hasta Johan. Tenía el pelo pelirrojo, largo y rizado, y una figura con curvas envidiables. Las pecas que tenía en su nariz respingona la hacía aún más sexy. Llevaba puesto un vestido azul claro largo de mangas cortas y escote de barca, zapatos y máscara a juego. — Un placer volver a veros, Penélope. — Príncipe Johan — Penélope hizo una leve reverencia y sonrió — Os habéis perdido la proposición de vuestro padre. Parece que habrá boda doble. Johan la miró serio y luego sonrió — Entonces debemos hacer una celebración a lo grande para la ocasión. Una mujer rubia, delgada y alta se acercó hasta Johan — Johan, estáis tan apuesto. Otra mujer morena y bajita se acercó hasta Johan — ¿No es una noche maravillosa? Y la música es preciosa. ¿Habéis decidido ya con quién […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 10 por Elena Siles

Capítulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-9-por-elena-siles Capítulo 10 Lydia se puso uno de sus mejores vestidos y fue a buscar a su padre en el comedor, pero no estaba allí. Tras desayunar Lydia decidió buscar a su padre en a arrugada por el paso de los años. Su pelo era pelirrojo, corto y rizado, y su rostro poseía una gran nariz de cerdo y facciones redondas. Oberyn al ver entrar a Lydia en su despacho supo inmediatamente que buscaba su consejo. — ¿Qué sucede hija? — Talia ha finalizado su relación conmigo porque mi corazón ha empezado a sentir algo hacia otra mujer y no sé qué hacer. Dicha mujer es la princesa Aelle. — Entiendo… Bueno hija, la princesa Aelle es de Rausvai. Sabes perfectamente lo que eso significa. Aunque ella te correspondiera, cosa que dudo, os matarían a ambas. Hasta puede que provoquéis una guerra por dicha relación. No merece la pena y más teniendo en cuenta que tú nunca has querido comprometerte — explicó el Oberyn. — Ya pero padre, en esta ocasión es diferente. — No voy a mandar hombres a una muerte segura por un capricho tuyo, ya te he consentido suficiente. Además, ni siquiera sabes si ella te […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 9 por Elena Siles

Capítulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-8-por-elena-siles Capítulo 9 El baile de primavera era alegre, normalmente la muerte de un comandante tan importante hubiera supuesto incluso que no se celebrara el baile de primavera, pero debido a que era Inmoral su muerte no era mucho más importante que la muerte de cualquier plebeyo, era incluso despreciado por los nobles de la corte. Borg ahora era un paria, un inmoral y por lo tanto no significaba nada, menos que nada su nombre era sinónimo de odio y de risas crueles. El palacio estaba decorado con flores y banderines. Las mesas del salón estaban llenas de comida y bebida. Había un atril en el fondo de la pista de baile para los tronos reales, seguidos de sillas elegantes para sus parejas. Los invitados vestían sus mejores galas, la orquesta tocaba canciones suaves mientras los nobles hablaban por encima de la música. La formalidad y protocolo eran casi apartados por una noche, eso sí al entrar el rey todos se inclinaron. Horlk II vestía un jubón verde a juego con su pantalón y sus botas, de su brazo estaba Irina que estaba impresionante con su vestido rojo. Las máscaras de ambos eran galantes y barrocas. Laeda después de […]

Seguir leyendo

Escucha por Ana Centellas

En el dormitorio de María las sábanas están revueltas. Una suave luz encendida en una mesita que alumbra desde un rincón es la única fuente de iluminación. Colores tenues se filtran por la persiana entreabierta, luces doradas de sol que se cuelan juguetonas a través de las cortinas rosadas, anuncian que ya es de día. Sobre la cama desecha, dos cuerpos desnudos descansan, enredados, descuidados. Cubriendo el torso de ella, el fuerte brazo de él. Sobre las piernas del hombre, las delicadas piernas de la mujer. El descanso de dos amantes ajenos a todo cuanto acontece a su alrededor, dormidos, soñando, muy probablemente, el uno con el otro. El cuerpo de dos amantes con edad sin precisar. María se despereza. Uno de los rayos de sol, con ganas de jugar en la mañana de sábado, atraviesa las cortinas, iluminando su dormitorio con una luz casi mágica. Los tonos dorados del sol se funden con el rosado de las cortinas que, sumado a la tenue luz que proviene del rincón, envuelven la habitación de una sensual calidez. Una sonrisa se dibuja en su rostro cuando ve a su compañero a su lado, como cada día. Más que a su lado, formando […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 8 por Elena Siles

Capítulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-7-por-elena-siles Capítulo 8  Shire estaba preparada para su concierto, vestida con sus mejores prendas, aquella tarde habían ajusticiado a alguien por inmoral y muchos de los pueblerinos estaban deseando beber y celebrar aquella sentencia. La taberna estaba llena, sobre todo de plebeyos, pero habían algunos nobles rodeando a Johan. Shire con la mirada buscó por la habitación, pero no estaba el rey, tampoco es que se sorprendiera aquello hubiera sido demasiado pedir; aún así estaba Johan y varios nobles. Shire estaba muy nerviosa, pero sabía que su actuación haría ganar muchos clientes a Greta y Hash, después de todo lo que habían hecho por ella era lo mínimo que podían hacer. Desde luego no quería volver con Irina a ser bailarina y tener que sobar a clientes o incluso acostarse con algunos de ellos. Irina al final cosiguió que las liberaran de sus contratos, todo gracias a su nuevo amante: el rey Holk II. Irina había tenido muchos amantes, todos ellos habían sido viejos ricos con una condición social muy poderosa; pero sin duda aquella vez había cogido al pez más grande del reino. Y por su libertad sólo le había pedido una cosa: conseguir que Johan se enamorara […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 7 por Elena Siles

Capítulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-6-por-elena-siles Capítulo 7 Kalan estaba cazando un conejo cuando Borg se la cercó por la espalda y le asustó, provocando que Kalan fallase el tiro. Kalan maldijo para sus adentros. Borg siempre le hacía ese tipo de bromas, todo para sacarle de quicio, pero a Kalan le encantan aquellas bromas sin ella, ¿cómo iba a pasar el tiempo con Borg? A parte de su atracción mutua no tenían nada en común. Borg era un miembro de la alta corte muy importante y él no era más que un campesino. Habían comenzado aquella relación hace un año y medio, quizás más si se contaba el tiempo que tardo Borg en aceptar que era uno de los temidos inmorales. Sin embargo con el tiempo, en parte gracias a Kalan, Borg había aprendido a aceptar su condición y a amar a aquel hombre que le había sacado de la tristeza y le había llevado hasta un amor sincero. Kalan era un hombre robusto y alto, con el pelo castaño, corto y lacio; y los ojos del mismo color. No era en realidad un hombre demasiado apuesto, pero lo suficiente para enamorar a Borg y hacerle quebrantar una ley que podría cavar con […]

Seguir leyendo

Inmoral cap 6 por Elena Siles

Capítulo anterior: http://youarewriter.es/inmoral-cap-5-por-elena-siles Capítulo 6 Shire llegó a la ciudad expectante, después de recibir la carta de su amiga Irina pidiéndole ayuda había decidido acudir a su petición. Después de todo ella le había salvado la vida hacía dos años. Cuando el padre de Shire le concertó su matrimonio nunca creyó que pudiera librarse de tal carga. Ella no amaba a aquel viejo decrepito salido y machista, era tan solo una moneda de cambio en los negocios de su padre. Su amiga Irina era bailarina, ella la había sacado de casa y le había dado una vida nueva. Había conseguido librarse de una vida llena de sufrimiento y de la cólera de su padre gracias a Irina, sin ella la vida que ahora llevaba jamás la hubiera podido conocer. Le debía mucho y estaba dispuesta a devolverle el favor. Shire sabían que las intenciones de Irina no eran del todo honestas con el rey, pero tampoco le importaba demasiado aquello. Era un rey cruel y déspota, si había alguien que pudiese meterle en cintura era Irina. Será divertido ver cómo se contemplaban los acontecimientos. Además estaba deseando visitar la capital, a pesar de que había visitado varias ciudades, ninguna era comparable […]

Seguir leyendo