La mujer, la mejor obra de Dios

Cuando Dios hizo el mundo le faltaba
para la perfección que quiso hacer,
algo que fuera el súmmum: la mujer,
y con sumo cuidado la sacaba

del hombre en la costilla que moldeaba
esmerándose al máximo. Es el ser
más hermoso que nadie pueda ver,
se dijo, cuando ya la terminaba.

Resulta la obra cumbre en excelencia
por lo bello y también lo necesario;
modelo de bondad y de prudencia,

exhibe de virtudes un rosario;
transmite el alma humana por herencia,
siendo de sus esencias relicario.

Si te interesa la poesía, particularmente los sonetos, aquí te dejo el enlace de mi blog, donde los hay en abundancia:

http://cristinovidal.wordpress.com/

Esto puede interesarte también

Son

Deja un comentario