La vecina de al lado cp 16 por Elena Saavedra Siles

Capítulo 16

portada-vecina– Bienvenido, agente Jenkins, a la unidad de homicidios de la comisaría de Reno, California- Daniel le estrechó la mano a Alexander- ya ha tenido usted el placer de conocer a nuestro detective el señor Carpenter, pero me gustaría presentarle al resto del equipo: Katia Brown, Anthony Cox y Richard Price. Y por supuesto nuestro equipo forense formado por el señor Howard Miller y su aprendiz Emily Simmons.

– Encantado de conoceros- Alexander estrechó la manos de todos uno por uno mientras hablaba- como ya sabréis yo soy el agente Jenkins, pero podéis llamarme Alex- cuando terminó de saludar a todos los integrantes del grupo volvió al lado del capitán- Formo parte de una unidad del FBI especializada en asesinos en serie, y la verdad es que me gustaría ayudaros en este caso. Creo que estamos ante uno de los asesinos en serie más inteligentes a los que me he enfrentado en mi vida profesional como agente del FBI y ahora que conozco la naturaleza de este caso debo de reconocer que este asesino no se detendrá ante nada ni nadie y seguirá matando hasta que nosotros le detengamos.

– ¿Qué opinas Carpenter, dejamos que el FBI nos ayude con este caso?- preguntó Daniel.

– El agente Jenkins es un buen agente y toda ayuda será poca, si su ayuda nos brinda la oportunidad de atrapar al asesino antes de que siga matando estaré encantado de recibirle en mi equipo capitán- respondió Xavier.

– Opino lo mismo detective. Si me disculpan, voy a llamar a su superior agente Jenkins para notificarle de su participación en este caso- Daniel se marchó a su despacho.

Xavier observó al capitán marcharse y suspiró cansado- ¿Qué le habéis podido sonsacar al sospechoso Cox?

– Richard y yo le hemos interrogado y ha confesado estar en el escenario del primer crimen con la intención de tomar a la víctima de forma sexual, pero al llegar los campistas sólo pudo coger la grabadora y marcharse. Poco después llegó la policía y no pudo hacer su papel de agente de policía puesto que se lo llevaron inmediatamente.

– ¿Toma a las víctimas sexualmente una vez muertas? Este caso me pone cada vez los bellos más de punta- comentó Katia.

– ¿Qué habéis podido sacar por ahora de la segunda víctima Howard?- preguntó Xavier.

– Pues un examen preliminar de la segunda víctima nos confirma que fue envenenada con el mismo veneno, pero hay una algo nuevo. Esta sí fue violada, y no, no fue violada por el impostor. Desde que la encontraron los agentes no se apartaron de ella. Además la violación fue poco después de morir- contestó Howard.

– Deberíamos realizar un perfil psicológico del asesino- sugirió Alexander.

– Estoy de acuerdo con el agente Jenkins- confirmó Xavier- ¿Cómo empezamos?

– Podrías descartar directamente a los sociópatas- aseguró Emily.

– ¿Y cómo estás tan segura?- preguntó Katia.

– Porque los sociópatas son individuos egocéntricos que no tienen sentido de responsabilidad personal ni moral. Son impulsivos, manipuladoras y mitómanos. Un sociópata suele ser agresivo pasivo, hostil y en ocasiones tener conductas violentas. Este asesino es un asesino organizado y ese tipo de asesinos planifican sus asesinatos, son premeditados y nada espontáneos que a diferencia de los sociópatas sí lo son. Además suelen tener inteligencia superior, y eligen especialmente a sus victimas. Estas víctimas son elegidas al azar si os fijáis tienen muchos rasgos en común. Mismo color de pelo, de ojos, más o menos la misma edad y estatura.

– La señorita Simmons tiene toda la razón en todos los casos que llevo como agente en el FBI, todas las víctimas de asesinos en serie eran escogidas especialmente por algún tipo de motivo específico- explicó Alexander.

– Sí pero además luego las viste con esos trajes de princesa. ¿Qué podría significar?

– Sin duda el asesino muestra una clara idolatrarían hacia sus víctimas- contestó Alexander a Xavier- Yo creo que cuando mata se trasforma. En un principio No tiene encanto social, su autoestima es deficiente de hecho mata para sentirse superior. Cuando mata se transforma, casi podríamos decir que cambia de personalidad. Puesto que no siente culpa por ellas ni es tímido. Adopta una personalidad paralela a la suya propia y una vez que el subidón de matar a esa persona ha transcurrido vuelve a su personalidad nata y siente culpa por eso las viste como princesas porque en el fondo las ama de una forma romántica. Y depende de la víctima así le da un valor u otro. Tengamos en cuenta que sepamos a la primera víctima no le dio margen para salvarse mientras que a esta última si le dio un margen totalmente irreal por supuesto, pero aún así se lo dio. Aún no sabemos porqué. Quizás porque el comportamiento de esta última no le desagradó, y es más la quería de una forma diferente y por eso jugó ella esperando en secreto que lograra escapar. Para matar a su primera víctima tuvo que haber un detonante, algo que le hiciera actua. Quizás el reencuentro con un familiar, o que la primera víctima en especial le recordara en especial a alguien de su pasado que le hiciera daño. Por eso su actuación con la primera es diferente a su actuación con la segunda víctima. Puede que le recordara a su madre de una forma u otra sintió ese miedo a que le abandonaran de nuevo, estoy totalmente seguro que sino es huérfano perdió a su madre a causa de su padre. Puede que la madre se dejara tratar de ese modo y abandonara a un lado a su hijo y por eso cada vez que una mujer le abandona de una forma u otra se transforma y sale ese psicópata torturado desde niño que lleva dentro. Y al intentar acceder a la primera víctima románticamente y fracasar decidió darle una lección, por así llamarlo; y entonces al probar el éxtasis de matar no puedo seguir reprimiendo esa personalidad psicópata que había estado encerrada bajo la apariencia de un hombre corriente y débil- explicó Alexander.

– Y no olvidemos que debe poseer algún tipo de conocimiento de medicina y fármacos, utilizó un veneno muy específico- comentó Richard.

– ¡Eso es! Cox busca en una base de datos todos los huérfanos de Reno que puedan tener actualmente entre 30 y 36 años y que posean algún tipo de conocimiento en medicina o farmacia. Eso eliminará sustancialmente el número de sospechosos- le ordenó Xavier.

Anthony se marchó enseguida y Richard fue el primero en hablar- Sí, pero aún tenemos que hablar con los parientes, amigos y conocidos de la segunda víctima. A lo mejor había conocido a alguien nuevo en su vida que pueda encajar con el perfil- Xavier le miró intensamente- bueno pues como nadie se ofrece yo me encargo- Richard se marchó.

– Katia averigua en dónde estuvieron las víctimas antes de que murieran.

– Yo me quedaré aquí Xavier y te mantendré informado.

– Gracias Alexander. En cuanto a vosotros dos quiero que os encerréis en el laboratorio y me consigáis todo lo que podáis sobre las víctimas- les encomendó Xavier a Emily y Howard- Tenemos que intentar atraparle antes de que vuelva a matar. Según lo esperado tenemos menos de seis horas así que quiero que os pongáis las pilas chicos. Yo me encargaré de Jonathan Parsons el jefe de la primera víctima, tengo la sensación de que nos oculta algo. Voy a ir a su casa y…

– No hará falta detective- le gritó una voz femenina desde el fondo- Yo misma me tomé la libertad de espiar a mi marido pues sospechaba que me era infiel y tenía razón. Mi marido tenía una amante y no era nada otra que esa pobre joven a la que han asesinado.

Xavier se giró y observó a la mujer de unos 40 años, rubia y con los ojos azules, a pesar de su edad era extraordinariamente hermosa- ¿Usted es la esposa del señor Parsons?

– No por mucho tiempo. ¿Y usted es?

– El detective Carpenter, llevo este caso. Por favor pase a la sala de interrogatorios señora Parsons- le indicó Xavier.

– Será un placer detective- afirmó la señora Parsons- pero por favor llámame Ethel.

Esto puede interesarte también

3 comentarios

Deja un comentario